11 dic. 2012

Tucumán: Total War (o como armar un videojuego basado en la batalla de Tucuman que sea jugable, entretenido e historicamente fiel sin fundirte en el intento)


Una whatsupeada de Javi me trajo a colación un tema interesante: las posibilidades acerca de un juego basado en la batalla de Tucumán. Aunque no conozco los detalles, valga una larga reflexión al respecto.

Desde ya es laudable la iniciativa de crear un juego basado en una ambientación histórica. Es un género infraexplotado, y como demuestra la saga Assasin's Creed, potencialmente puede tener mucho éxito. Mas si estamos hablando de la historia argentina, que en mi opinión es un tema fascinante a pesar de todo el maquillaje que recibió durante el siglo XX.

Ezio estaría orgulloso.


Más allá de las limitaciones empíricas del proyecto (financiación oficial, presupuesto limitado,  limitaciones lógicas del desarrollo de software en la argentina, etc) se puede analizar algunas posibilidades del caso en un vacio.

La plataforma a la que se apuntará el juego creo que es lo principal a elegir. Desarrollar para consolas es irracional: no hay un mercado lo suficientemente interesante en relación a la temática (únicamente interesante para el jugador argentino, y hasta diría tucumano) como para pagar los costos de diseño. La PC es otro animal más interesante, ya que esta mucho más extendido y apunta a un público mucho más heterogéneo. Mi opción más interesante pasa por otro lado, sin embargo. La primera es diseñar para Android: los celulares son un ambiente donde todavía hay mucho para explotar, y un juego bien diseñado puede tener un éxito mucho mayor que lo que parece; además, un jugador de juegos de celular quiere una experiencia tranquila, interrumpible, enganchante pero no obsesiva, y no le calientan los graficos simples. Cercano a esto, seria desarrollar un juego en modo web que se pueda enchufar al Facebook. Eso sería glorioso: imaginen poder compartir "Juan Pablo ha ganado la Batalla de Tucumán con 200 puntos!" como estatus, o "Joaquin quiere que le envíes algunos cañones que te sobre", o si usamos las ideas de las campaña belgraniana "Rubén Oscar ha creado la Bandera! Felicitarlo", etc.
Si, capaz que se llama "Battle of Tucuman".

Otro concepto que hay que definir es el tono. Un tono serio se traduciría a pomposos infodumps, discursos heroicos, graficos sacados de un libro de lectura. Se puede hacer, pero hay que laburar mucho para que tenga un tono épico que justifique la seriedad. Por otro lado, se podría ir a un enfoque camp: Belgrano dibujado como animé, Pio Tristan derrotado con una gotita en el tricornio, la caballería montada en pequeños ponis. Sirve si el público objetivo es de la edad mental de Paka Paka, pero es ganchero para un juego en Facebook.  
Se puede hacer algo que gráficamente sea gracioso, tenga un tono épico pero a la vez sea un juego profundo y rejugable. Pero, como siempre, llevará mucho laburo.

Emular la batalla de Tucuman no es complicado. Si nos atenemos a la batalla per-se, es relativamente compleja. Tenemos un ejercito rebelde dividido en infantería y artillería, y dos alas de caballería. Belgrano recistio la carga central de los realistas y envió a la caballería (gauchos sin entrenamiento, la mayoría) a atacar por la retaguardia, rompiendo la línea de suministros que fue saqueada por los gauchos.  La batalla era confusa, llena de polvo y langostas, asi que Tristan, aunque iba ganando, tomo la decisión de retroceder para reorganizarse. Quizas si no lo hubiera hecho, hubiera quebrado la resistencia de los rebeldes. Pero la retirada desordenada sirvió para que capturaran algunos prisioneros realistas.
A la noche, los españoles, que habían  perdido sus municiones cuando la retaguardia fue atacada, dudaba como proseguir: amenazaron con incendiar la ciudad, pero al final decidieron huir hasta Salta.
Una manifestación de hoy en dia es mas o menos esto.

Más allá de que esta es mi interpretación personal de la batalla, no parece un escenario muy reproducible en un juego. La victoria se logró afanando mulas con la paga del ejército y municiones, por un lado, y levantando polvareda por el otro lado. No es algo muy interesante de emular fielmente. Comparece con la batalla de salta, donde Belgrano gano con una combinación de atacar por el lado que no lo esperaban, usar cañones con esquirlas, y usar las propias fortificaciones para cortar la retirada.

Aunque es un escenario horrendo para un juego de guerra, es increíblemente bueno para una historia tradicional, cuyo clímax coincide con la batalla. Algo asi como en Creed III hay grandes batallas históricas, pero a Ratanoke lo mandan a hacer misiones periféricas que serían cruciales para la victoria principal.  Esto también viene a cuento de lo siguiente: en el contexto histórico, la batalla de Tucumán es un evento muy importante, no por la batalla en si sino porque fue un cambio de tendencia. Si el juego no cuenta todo lo que viene antes, los sacrificios del éxodo juyeño, la angustia de Belgrano sabiendo que Tristan lo triplica en número, la batalla pierde toda emoción.  Es una pelea más, en un escenario confuso, sin significado. En cambio, si es el climax de una historia más larga, es mucho más emotivo. En esta batalla, las anécdotas periféricas son mucho más interesantes para un juego que la batalla en si misma.

Podemos hacer el video una especie de Assasin Creed meets Rurouni Kenshin: La historia de un gaucho tucumano que se une al ejercito del norte, toma parte del éxodo jujeño, y sirve en la batalla de Tucumán. Aunque la idea me encanta (y hace años que vengo deseando escribir algo parecido) no veo como le podemos hacer justicia en un videojuego, a menos que tengamos un equipo digno de Ubisoft Canadá.
Pero al menos me tienen a mi como fotoshopero jefe.

A mí personalmente me interesaría más la historia de la campaña del ejercito del Norte como un todo o, si me apuras, una historia de la vida de Belgrano. Una reconstrucción de la campaña de Belgrano, incluyendo la batalla de salta, el éxodo jujeño, Vilcapugio y Ayohuma, etc. Por supuesto estamos hablando de otra escala.
Un problema de este enfoque Belgraniano es que sería atrozmente railroleado. En términos de juego de Rol, un railroad es un tipo de diseño que fuerza a los jugadores a realizar ciertas opciones de manera predefinida. Es decir, un videojuego belgraniano que siga la historia seguramente te va a forzar a marchar al norte,  hace el éxodo en Jujuy, inventar la bandera, y horror, perder en Vilcapugio. Por otro lado, un juego en diseño Sandbox (es decir, el jugador tiene todas las opciones abiertas) ya no seria mas Belgrano y mas el Virreinato del Rio de la Plata: Secession War 1813. Para hacerlo una verdadera experiencia sandbox, tendrías que poder interactuar con fuerzas externas, alias, la Junta en Buenos Aires.
Un videojuego belgraniano comenzaría con una fácil campaña en Corrientes. Si tiene elementos de logística y juego de rol, posiblemente tenga que intervenir y tomar decisiones para reforzar el pobre Ejercito del Norte (que empezó con 200 soldados). La campaña del paraguay seria la primera que algo de emoción.  Claro que la primera gran batalla de Belgrano, Paraguarí, seria una derrota rapida ante un enemigo con mucho mas número. Emular históricamente esa batalla es complicado en términos de jugabilidad, porque tendrías por un lado una batalla inganable a la hora del juego. Incluso si la ganas, ponele que tomas Asunción, y listo, cambiaste la historia y entramos en el camino de la ucronia total. Si, podes poner una batalla ganable (P.Eje: Campichuelo) y después contar en un video la derrota de Paraguari y Tacuarí, y como Belgrano tuvo que correr con el culo en dos manos de vuelta hasta Corrientes. No, definitivamente no es jugable.

Es interesante notar que esta derrota sirvió para que el Paraguay se independice, en vez de seguir subordinado a Buenos Aires. Quizás sería interesante para mostrar a Belgrano como un representante de fuerzas que luego serían unitarios, en vez de hacerlo un personaje tan angélico. Y si se hace bien, se podría mostrar un cutover que te saque el sabor amargo de boca de haber sido derrotado mostrando que sirvió para un fin noble.


El asedio a Montevideo es interesante, más que nada por los personajes secundarios involucrados: Rondeau y Artigas (que luego sería adversarios, resultando en la Independencia de Uruguay. Rondeau, Artigas, Alvear y Güemes podrían hacer una secuela interesante, donde claramente Alvear seria el villano, Rondeau el protagonista antihéroe, y Guemes y Artigas los héroes gauchos).
Tenemos después el incidente del motín de las trenzas, que podría ser una mini misión.
La siguiente misión: Fortificar Rosario, y de paso, crear la bandera nacional. Si hay un componente de logística en el juego, sería bueno incluirlos aquí.
Lo siguiente seria conseguir el mando del ejército del norte, reemplazando a Pueyrredon.  Entre los oficiales tenes personajes oro puro para darles personalidad: Dorrego, Araoz de Lamadrid, el barón von Holmberg, el futuro Manco Paz (también conocido como el General Paz). Belgrano recibió el ejercito en la posta de Yatasto (parece que era la tradición del ejercito del norte) y fue a Salta y Jujuy, donde se reforzó. Aquí podemos poner una escena explicando que Pio Tristán viene desde el Alto Peru con tresmil hombres, mas que suficiente para partir en dos al ejercito del norte. El jugador puede hacer la resistencia heroica, o bien optar por lo que hizo Belgrano: retroceder, prenderle fuego a las cosechas, y hacer el famoso éxodo jujeño. 

Lo que nos lleva, inexorable, a la Batalla de Tucuman. Porque las órdenes del Triunvirato eran retornar hasta Córdoba, pero Belgrano se retobó, y emprendió la batalla. Que ganó con inferioridad de fuerzas, y contra todos los pronósticos. La victoria cambio la historia, y llevo a un segundo round: la batalla de Salta, probablemente la más importante batalla de la historia nacional que haya sido peleada en suelo hoy argentino (arguiblemente Maipú también es importante, pero se peleó en Chile).
Un videojuego belgraniana terminaría aquí, con el final feliz. Porque el resto de la campaña fue pobre.  Belgrano avanzó hasta Potosí, listo para atacar el Alto Peru, pero fue derrotado en Vilcapugio y Ayohuma. Sería interesante un final ucronico, donde Belgrano libera el alto Perú, haciendo la campaña de San Martín irrelevante. Pero, creo que la correlación de fuerzas hacía imposible una victoria en el alto Perú ese año.

Como historia, es muy interesante, pero caemos en problemas de diseño. Una (fantasiosa) opción seria hacer una especie de hibrido Mass Effect/Napoleón, donde el protagonista es Belgrano, y a través de una serie de opciones y decisiones reminiscentes de una aventura gráfica, podes manejar la parte logística, reclutar personajes como segundos, y cuando llega la hora de la batalla pasas a un modo wargame, donde todas las decisiones se tradujeron en mejor tropas, moral, oficiales y ventajas logísticas.
Incluso se podría hacer que la primera parte del juego sea solo sobre Belgrano como joven, dándote la posibilidad de tomar decisiones que te dejen customizar a Belgrano como una especie de "Crea tu propio Shepard" haciéndole ganar "proezas" o quizás tiene habilidades como Estrategia, Legalidad, Lealtad, Carisma, Combate, etc.

Nótese que no necesariamente tiene sentido darle una interface 3D. Perfectamente podrían ser animaciones 2d tradicionales, o bien incluso una interfaz gráfica, una especie de Napoleón con gráficos de más calidad, lo que sería bueno si tenemos un presupuesto ajustado.
Si reconoces el juego, es que no tuviste infancia. O adolescencia.

Algunas conclusiones:

  • ·         Es recomendable hacer un juego orientado a Facebook o Android.
  • ·         El tono puede ser serio o alegre, pero hay que trabajar para que no sea aburrido o ofensivo.
  • ·         La realidad histórica puede no ser fácil de adaptar a un videojuego.
  • ·         La batalla de Tucumán no es muy adaptable, porque tuvo muchos elementos de azar.
  • ·         Lo mas interesante de la Batalla de Tucumán no es la batalla sino el contexto trágico y las anécdotas que la rodean.
  • ·         Una opción podría hacer la campaña Belgraniana, una mezcla de aventura gráfica y juego de rol con elementos de wargame simplificados.

1 garcaron este post:

Javi dijo...

A ver, lo que se a grandes rasgos porque hable con la verito por tel así que no me explicó bien: habían dos proyectos, uno era un juego de rol, muy ambicioso, el chabon que lo presentó se mató con la presentación, que estaba muy bien musicalizado y los gráficos serían de puta madre. No se que tan "de rol" sería porque hoy en día cualquier videojuego le llaman de rol (eso hablabamos también en el wasa) pero el chabon estimaba que hacerlo costaría 1 millon de pesos o dolares, igual no llega ni en pedo.

El otro proyecto que es el que ganó es un juego de estrategia, por lo que me dijo es bien sencillo e historicamente muy fiel, y el jurado rescató sobre todo la viabilidad (que sería mucho más economico de hacer) y el medio: android, porque hacer un juego mega-chazudo a la asassins creed en argentina sería al pedo, no solo porque sería horriblemente caro sino ademas que no podría competir en un mercado de juegos chazudos (admitidamente, la campaña publicitaria tendría que ser muy buena para que un jeugo sobre la historia argentina tenga aceptación internacional).

Además consideraron otras cosas mas obvias, por ejemplo que sea copado jugar para los pibitos de las primarias y así aprendan, lo que seguramente debió ser el objetivo principal del jurado.

En fin, anda diagramando uno para el 2016 master, que seguro el presupuesto va a ser mas grande y tenes más historia de la que agarrarte para crear una alta saga